Sigue el acoso y la represión franquista contra el Juez Garzón

“Es un golpe similar al 23-F”

Juristas, familiares de víctimas y defensores de los derechos humanos califican de ataque a la democracia la suspensión de Garzón
Muy tristes, rabiosos, indignados. La suspensión del juez Baltasar Garzón ha causado estupor, pero no sorpresa entre juristas, familiares de víctimas del franquismo y defensores de los derechos humanos. Estas son algunas de las reacciones a lo que consideran un golpe a la democracia:
José Antonio Martín Pallín, juez del Tribunal Supremo: “Un espectáculo internacional bochornoso”. “Estoy muy triste y muy preocupado por el crédito democrático de España en el mundo. La suspensión de Garzón es la crónica de una ignominia anunciada. El juicio oral a Garzón va a ser un espectáculo internacional bochornoso. Lo más clamoroso de este proceso ha sido el absoluto desprecio a los dictámenes del Ministerio Fiscal y el cerrarse de una forma tan irracional al derecho internacional que rige en España”.

Carlos Jiménez Villarejo, ex fiscal Anticorrupción: “Un golpe similar al 23-F”. “Es un día de amargura. Hoy estoy muy triste por Baltasar y por nuestra democracia, que está sufriendo los mayores golpes desde que se instauró. Este es un golpe similar al del 23-F. 35 años después de la muerte del dictador, la extrema derecha ha conquistado una victoria que ha sido posible por un Tribunal Supremo sensible a esa persecución y un Consejo General del Poder Judicial cómplice”.

Emilio Silva, presidente de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica: “Ha vuelto la inquisición”. “No doy crédito al cinismo del Consejo General del Poder Judicial y de Carlos Dívar que por la mañana dijo que no quería tomar la decisión injusta que luego se tomó. No me lo creo todavía. La inquisición ha vuelto y estamos rabiosos, indignados. Que se mueran los verdugos con privilegios y las víctimas abandonadas es algo aberrante”.

Reed Brody, consejero Jurídico de Human Rights Watch: “La justicia se ha convertido en la víctima de España”. “La suspensión del juez Garzón será lamentada por activistas de derechos humanos en todo el mundo. El juez Garzón ha luchado por hacer justicia para las víctimas de graves atrocidades cometidas en el extranjero y ahora está siendo castigado por intentar hacer lo mismo en su propio país. Gracias a Garzón, España se convirtió en un símbolo de justicia para las víctimas de todo el mundo. Ahora la justicia misma se ha convertido en la víctima en España. Los verdaderos crímenes aquí son las desapariciones forzadas y los asesinatos, no el intento del Juez Garzón de investigarlos”.

NATALIA JUNQUERA (El País)

Juristas argentinos muestran su apoyo al juez Garzón tras su suspensión

“La decisión alienta los comportamientos dictatoriales que desean sepultar la verdad”
La imagen del juez Baltasar Garzón abandonando la sede de la Audiencia Nacional entre los abrazos y lágrimas de sus compañeros ha recorrido las pantallas de todas las televisiones argentinas y de todas las páginas web de sus periódicos. “Es paradójico que la misma persona que ha favorecido la expansión de los Derechos Humanos mediante la expansión del Derecho Internacional se vea separado de la función judicial. Se le ha reprochado aplicar dentro de España reglas reconocidas internacionalmente gracias, entre otros, a su trabajo”, se ha lamentado en declaraciones a EL PAÍS Ricardo Gil Lavedra, juez integrante del tribunal que juzgó en Argentina a los máximos responsables de la Junta Militar. Gil Lavedra, que fue ministro de Justicia y es actualmente diputado radical, ha expresado su tristeza por el destino de Garzón, un juez extraordinariamente conocido y apreciado por todos los movimientos de defensa de los derechos humanos de América Latina.
El presidente de la Auditoria General de la Nación y ex Relator especial de Naciones Unidas para la independencia de los jueces y magistrados, Leandro Despouy, ha considerado que la sanción al juez Baltasar Garzón “constituye una regresión de los principios del Derecho Internacional moderno”. “Con esa sanción, España pierde todo su prestigio y autoridad en la lucha contra la impunidad de los crímenes contra la humanidad”, ha advertido. Para Despouy es notoria la arbitrariedad del procedimiento seguido porque no se puede sancionar a un juez por sus fallos o resoluciones: para eso existen instancias superiores que se encargan de establecer el derecho aplicable.

La noticia del apartamiento judicial del juez Garzón ha sido recogida inmediatamente en todos los medios argentinos. Garzón es extraordinariamente popular en el cono sur de América, donde se recuerda y se aplaude su decisión de intentar procesar al general Pinochet y los instrumentos jurídicos que facilitó para la apertura de nuevos juicios contra los militares y torturadores argentinos. Por eso, 800 asociaciones cívicas, profesionales y de defensa de los Derechos Humanos presentaron hace una semana un manifiesto de apoyo, que respaldaron, entre otros, el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Luis Eduardo Duhalde, la ministra de Defensa, Nilda Garré, la asociación de Abuelas de la Plaza de Mayo, el premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, numerosos diputados y hasta cantantes o deportistas, como Susana Rinaldi o Cesar Luis Menotti, además de escritores como Felipe Pigna o Álvaro Abós.

Garzón simboliza en todo el mundo un mensaje importante: la idea de que no existen rincones para la impunidad. “Deben ser conscientes de que, al tomar la decisión de sancionarle, se alientan los comportamientos dictatoriales que desean sepultar la verdad y la justicia sobre los crímenes de lesa humanidad”, ha asegurado a EL PAÍS Leandro Despouy. “Es algo muy triste para todos nosotros”.
SOLEDAD GALLEGO-DÍAZ – Buenos Aires (El País)

Venganza y vergüenza

Dirán lo que quieran de la suspensión de Garzón como juez de la Audiencia Nacional, que acaba de conocerse. Pero apesta a venganza y produce vergüenza; el Consejo General del Poder Judicial, dividido ante el asunto, ha tomado la peor de las decisiones posibles, la que pone en tela de juicio la propia justicia y añade desconfianza a aquellos que creyeron que en esta instancia no iba a ponerse en evidencia la arbitrariedad. Garzón es un juez importante, que ha tenido en sus manos delitos gravísimos; ha querido investigar, según la ley de Memoria Histórica, sobre las atrocidades de la dictadura, y el diente lento de una justicia ahora bajo sospecha lo ha mordido insistentemente, hasta esta decisión vergonzosa de este mediodía. Hoy es un día extraordinariamente gris para la naturaleza de la democracia y para la vitalidad de las instituciones judiciales, que se echan encima un tremendo baldón. Un día malo.

Juan Cruz (El País)

Anuncios
Publicado en Garzón. Etiquetas: , . Leave a Comment »

Los 13 ex ministros de Franco a los que quieren juzgar las víctimas argentinas

D.F.. 21.04.2010 – 14.49 h

Los descendientes de las víctimas franquistas que viven en Argentina quieren sentar en el banquillo de los acusados a todos los altos funcionarios de Franco que aún siguen vivos. La querella puesta en Buenos Aires (Argentina), que aún tiene que ser admitida a trámite, quiere juzgar por delitos de genocidio y crímenes de lesa humanidad a estos ex cargos franquistas.

Estos son los 13 ex ministros:

Barrera 100Antonio Barrera de Irimo. Ribadeo (Lugo), 4 de enero de 1929. Inspector Técnico del Timbre ( hoy Fiscal), pasa de presidente de Telefónica a ministro de Hacienda Tras el asesinato de Carrero hace saber que no desea continuar en el Gobierno, Arias le convence a cambio de dejarle nombrar dos ministros, los de Comercio e Industria, en las personas de Fernández- Cuesta y de Santos Blanco y le asciende a vicepresidente. Incómodo en el Gobierno, el 30 de octubre de 1974 dimite en solidaridad con Pío Cabanillas, que había sido cesado por su talante aperturista. Posteriormente se dedicó a la empresa privada.
Rafael Cabello de Alba 100Rafael Cabello de Alba. Montilla (Córdoba) , 24 de octubre de 1925. Abogado del Estado. Sustituyó a Barrera de Irimo, tras su dimisión, como Vicepresidente segundo y ministro de Hacienda y estuvo en el cargo hasta el 12 de diciembre de 1975. Posteriormente se dedicó a la empresa privada.
Carro 100Antonio Carro Martínez. Lugo, 3 de mayo de 1923. Letrado del Consejo de Estado. Ministro subsecretario de la Presidencia en el primer Gobierno de Arias, fue de los primeros en ser llamados por el nuevo presidente con quien estuvo todo el mandato. Cesó el 12 de diciembre de 1975. Posteriormente ingresa en Alianza Popular y es elegido diputado en las primeras elecciones democráticas (junio 1977). Sería vicepresidente segundo del Congreso de los Diputados en la legislatura de 1982 a 1986.
De la Fuente 100Licinio de la Fuente. Noez (Toledo) 1923. Abogado del Estado. Ministro de Trabajo. Cuando Carrero Blanco es presidente en 1973 y hace una remodelación muy amplia del Gobierno, le mantiene en la cartera. Tras el asesinato del almirante, el presidente Arias no solo le confirma en el puesto, sino que le asciende con la misma cartera al rango de vicepresidente tercero del Gobierno. Dimite el 4 de marzo de 1975 problemas con el Gobierno en materia de política social. Era un muy destacado candidato de Franco para sustituir a Rodríguez de Valcárcel en la presidencia de las Cortes a finales de noviembre de ese año, días después de la muerte del Caudillo. Diputado por Alianza Popular en las primeras elecciones democráticas.
Fraga 150Manuel Fraga Iribarne. Villalba (Lugo) 23 de noviembre de 1922. Ministro de Información y Turismo. Letrado de las Cortes, diplomático y catedrático de Derecho Político de la Universidad Complutense. Intensa vida política que le lleva a la cartera ministerial de la que cesaría 30 de octubre de 1969 tras un enfrentamiento mediático con el vicepresidente del Gobierno Luis Carrero Blanco. Embajador en Londres entre 1973 y 1975, tras la muerte de Franco es nombrado vicepresidente Para Asuntos de Gobernación e Interior bajo la presidencia de Carlos Arias Navarro. Dimite el tras el nombramiento de Suárez como presidente en julio de 1976- En la democracia funda Alianza Popular, que se convierte en 1982 el primer partido de oposición. Posteriormente sería presidente de la Comunidad gallega en varios mandatos y en la actualidad es senador.
José Gamazo Manglano. Madrid, 27 de diciembre de 1929. Pertenece al Cuerpo Técnico de la Administración Civil del Estado. En 1964 fue nombrado director general de Servicios de la Presidencia del Gobierno, despachaba a diario con Carrero Blanco. Cuando el almirante fue designado presidente, le eligió para sustituirle como ministro subsecretario de la Presidencia. Como cargo de la máxima confianza y proximidad de Carrero, cesa el 3 de enero de 1974 y ocupa la presidencia de Minas de Almadén y Arrayanes por unos años.
Fernando Liñán y Zofio. Madrid, 19 de abril de 1930. Licenciado en Ciencias Exactas. Cuando Carrero fue presidente del Gobierno, quiso designarle como ministro de Gobernación, pero Franco sugirió el nombre de Arias. Por ello lo destinó a titular de la cartera de Información y Turismo que el almirante había reservado para Adolfo Suárez, quien se quedó fuera del Gobierno. El 3 de enero de 1974 cesa y poco después es nombrado presidente de Aviación y Comercio (AVIACO) cargo que desempeña durante dos años y después se dedica a la empresa privada.
José López de Letona. Burgos, 26 de noviembre de 1922. Ingeniero de Caminos. Ministro de Industria. Carrero lo mantuvo cuando fue nombrado presidente y lo cesaría Arias Navarro el 3 de enero de 1974. Se dedicó entonces a la empresa privada. Antes de la muerte de Franco y tras hacer con algunos íntimos colaboradores un retrato robot del primer presidente después Franco, el entonces Príncipe lo tuvo in mente para nombrarle en ese cargo. El empecinamiento de Arias por continuar cambió los planes. En 1976, ya en democracia, fue designado gobernador del Banco de España, cargo en el que estuvo hasta 1.978. Posteriormente sería vicepresidente y consejero delegado del Banco Español de Crédito.
Alberto Monreal Luque. Madrid, 18 de noviembre de 1926. Licenciado en Ciencias Económicas y economista del Estado. Ministro de Hacienda. El presidente Carrero Blanco le cesa en junio de 1973. Al año siguiente es designado presidente de Tabacalera, monopolio estatal, cargo en el que estaría hasta 1982.
José Sánchez-Ventura. Zaragoza, 1922. Notario. Ministro de Justicia. En su brevedad en el desempeño del cargo, tuvo el protagonismo solemne de certificar el fallecimiento de Franco y de registrar el juramento a don Juan Carlos de Borbón como Rey. Posteriormente continuó su carrera en notarías.
Fernando Suárez González. León, 10 de agosto de 1933. Catedrático de Derecho del Trabajo Entra en este último y breve Gobierno de Franco presidido por Carlos Arias como vicepresidente tercero y ministro de Trabajo. Tras su cese colaboró activamente con la transición política. Fue diputado por León dentro de la Colación Popular entre 1982 y 1986 y diputado por Alianza Popular al Parlamento Europeo en ese mismo año.
Utrera 100José Utrera Molina. Málaga, 12 de abril de 1926. Licenciado en Derecho. Ministro de la Vivienda, cuando asesinan a Carrero, el nuevo presidente le confirma en el Gobierno aunque le cambia de departamento: la Secretaría General del Movimiento en la que cesaría en marzo de 1975. Para sustituirle Franco nombró a José Solís.
José Luis Villar Palasí 100José Luis Villar Palasí. Valencia, 30 de octubre de 1922. Letrado del Consejo de Estado y catedrático de Derecho Administrativo en la Complutense. Ministro de Educación Nacional tras la dimisión de su antecesor, el profesor y catedrático de Química Orgánica, Manuel Lora Tamayo, por desórdenes universitarios que le desbordaban. Villar sería confirmado en la cartera tras la crisis de octubre de 1969 y cesó en junio de 1973 con el ascenso de Carrero Blanco a la Presidencia del Gobierno. Posteriormente se dedicó al ejercicio de su profesión en la cátedra y el Consejo de Estado.

Fuente: http://www.20minutos.es/noticia/684140/0/ministros/franco/juicio/Los

Publicado en Fascismo. Etiquetas: , . Leave a Comment »

Santiago Carrillo: “Los fascistas vuelven a mandar en España”

El histórico dirigente del Partido Comunista asegura que la situación del juez Garzón es “el mundo al revés”

El ex secretario general del PCE, Santiago Carrillo, afirmó hoy que es “el mundo al revés” que Falange Española acuse al magistrado de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón, que será juzgado por un presunto delito de prevaricación, cometido durante su investigación de los crímenes del franquismo y expresó que “los fascistas vuelven a mandar en España”.

“Estuviera bien o mal enfocada la actuación que inició Garzón contra los crímenes del franquismo, a lo que estamos asistiendo es a que una denuncia nada menos que de Falange Española, el partido de Franco, el partido que mató a tanta gente en las cunetas, en las tapias de los cementerios, que tiene una historia sórdida y terrible, va a llevar a Garzón al banquillo y va a conseguir que la Justicia española eche de la magistratura a Garzón”, argumentó Carrillo en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press.

En este sentido, el ex dirigente del PCE explicó que “en Garzón, quizá lo que está actuando contra él es el delito de haber iniciado la investigación de la trama Gürtel”. Así, para Carrillo, eso hace reflexionar sobre si “la justicia española es independiente, es neutra, se atiene sólo a principios jurídicos o es una justicia política, que se mueve por razones políticas”. “Uno se pregunta si es tan independiente del PP como lo es del Gobierno”, señaló.

“Yo creo que es un escándalo que está poniendo en duda la objetividad de la Justicia española levantando obras de descrédito contra el aparato de Justicia español”, enfatizó.

EL TC “DEBÍA DE SER RELEVADO”

En relación con la necesidad de renovar el Tribunal Constitucional (TC), Carrillo manifestó que, como pide el presidente de la Generalitat de Catalunya, José Montilla, “debía de ser relevado” porque, a su juicio, “la prueba es que en cuatro años no han sido capaces de resolver la cuestión” de la constitucionalidad del Estatuto de autonomía catalán.

“Aunque el Gobierno coincida con el presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, en decir que ese tribunal está autorizado, que tiene autoridad, yo no comparto esa opinión. Yo creo que el Gobierno y Rajoy deberían escuchar lo que pide Montilla”, apuntó.

Así, expuso que “si no hubiera existido el TC hubieran funcionado las cosas igual y ahora no estaríamos con un tema que ha sido ya resuelto con arreglo a los protocolos que establece la Constitución, que es el del Estatuto de Cataluña”. “Se ha puesto en peligro y con él, también la unidad del Estado español en el TC. Yo creo que eso es un desastre”, apostilló.

Finalmente, aclaró que “cuando se discutió en las Constituyentes” la necesidad de la existencia de un Tribunal Constitucional él no era partidario porque “había vivido la experiencia del TC en la Republica y aquello fue un fracaso”.

“En España somos tan apasionados en nuestras posiciones políticas que yo no estaba en aquel momento seguro de que ese tribunal fuera a ser útil, y al final no fuera una tercera Cámara compuesta por doce personas superior al órgano de la soberanía popular, que es el Parlamento, y que se convirtiera en un obstáculo como pasó durante la Republica”, concluyó.

Fuente: http://www.xornal.com/artigo/2010/04/27/espana/carrillo-fascistas-vuelven-mandar-espana/2010042711170300685.html

POLA XUSTIZA UNIVERSAL CONTRA A IMPUNIDADE DO FRANQUISMO

Manifesto lido hoxe na plaza de Armas de Ferrol,en solidaridade co xuiz Baltasar Garzón

Os que convocamos esta concentración temos todo o dereito a considerar que a ofensiva contra o xuíz Garzón para apartalo da carreira xudicial ten a súa orixe na última actuación deste xuíz: a investigación dos crimes do franquismo cualificados como crimes contra a Humanidade e plan premeditado de xenocidio.

Polo tanto, exercemos o noso dereito democrático a opinar publicamente e a criticar a calquera poder do Estado, incluído o Poder Xudicial, porque nunha Democracia non hai vasalos senón cidadáns libres e non hai poderes nin institucións intocables. Consideramos especialmente grave que o Poder Xudicial – que se controla a se mesmo – pida que non exerzamos o noso dereito a opinar sobre os seus actos.

Consideramos insólito que un xuíz poida ser xulgado por investigar os asasinatos de máis de 200.000 persoas pola ditadura franquista e por investigar as desaparicións de miles de nenos e nenas que foron arrebatadas ás súas familias para entregalos en adopción.

O acoso a Garzón abriuse a instancias de asociacións e partidos herdeiros  do franq

uismo, cun amplo historial delitivo no caso da Falange, que participou activamente na represión durante e despois da Guerra Civil, sendo responsable de miles de asasinatos. A causa contra Garzón ábrese para impedir que se artelle unha resposta penal axeitada ás demandas dos familiares das vítimas do franquismo, demandas esquecidas durante décadas, na procura de restaurar a dignidade das vítimas e facilitar a apertura das fosas diseminadas por todo o país para enterrar dignamente os seus restos.

Invocase a “Lei de Amnistía de 1977 para xustificar a acusación de prevaricación, cando precisamente as normas internacionais de Dereitos Humanos –subscritas tamén polo estado español- din claramente que o crime de desaparición forzada NON prescribe e entorpecer a súa investigación é un delito. Polo tanto ningunha “Lei de Amnistía”ten vixencia xurídica e temos o caso de Arxentina, onde a denominada Lei de Punto Final, foi abolida e os membros da ditadura están a ser procesados.

Se este xuízo se produce, será a primeira vez en todo o mundo que un maxistrado, en democracia, é sentado no banco dos acusados por intentar acadar Verdade, Xustiza e Reparación para as vítimas de crimes contra a Humanidade. Ademais, enviará unha mensaxe tremendamente negativa para outros xuíces que intenten investigar os crimes do franquis

mo. E isto xa está tendo efectos; 28 dos 46 xulgados pecharon as causas, sen sequera investigar nin citar aos familiares das vítimas, sumíndoas nunha situación de indefensión. No que vai de ano, non houbo unha soa providencia. Os xuíces, asustados, fan deixación das súas funcións.

A importancia deste caso non reside –polo tanto- na actuación dun xuíz determinado, senón en que revela unha cuestión do máis inquietante e de mais fondo calado: na España do século XXI, aínda hai liñas vermellas  que non se poden cruzar. Lembremos que en Europa xamais foi perseguido e xulgado ningún xuíz por investigar os crimes da Alemaña nazi ou da Italia fascista.

E isto acontece mentres a Falanxe continua montando con total impunidade actos de enaltecemiento da ditadura. A nosa democracia coxea pola persistencia de moi poderosos intereses que queren oficializar unha visión amable e de gran placidez da ditadura franquista, o que non se corresponde coa súa violentísima represión. A no

sa sociedade necesita, investigar, profundar, coñecer, divulgar e xulgar o seu pasado franquista, de maneira serena e honesta e -por suposto-, reparar as súas consecuencias e non permitir que funcionen dentro da legalidade partidos políticos que fan apoloxía do xenocidio e insultan a memoria das vítimas.

Queremos unha Xustiza que persiga aos delincuentes e non persiga a quen investiga os delitos, queremos unha Xustiza da que podamos estar orgullosos. Non estamos sós. Son moitas as prazas e rúas que están vivindo concentracións semellantes á nosa, para lembrarlle aos servidores públicos, que nunha sociedade democrática, eles serven a cidadanía e non ao revés

Plaza de Armas - Ferrol

Manifestación en solidaridade co xuiz Garzón

Convocatoria de Concentración en apoio do Xuiz Garzón para o vindeiro día 24

Varias Entidades e Asociacións en réxime de Autoconvocatoria


Hoxe,Xoves 15 ABRIL ás 19 horas

No local da A. VV. Esteiro – Ferrol

Asunto:  Convocatoria de Concentración en apoio do Xuiz Garzón para o vindeiro día 24

A Asociación Memoria Histórica Democrática  súmase a esta iniciativa e convida a todas as Entidades e Asociacións a asistir a esta autoconvocatoria.

Agora máis que nunca necesitamos o millón de firmas en apoio e solidaridade co  xuiz Garzón. http://www.afeco.org/index.php/noticias/494-el-juez-varela-sentara-a-garzon-en-el-banquillo-por-el-franquismo

Garzón – “El auto no valora ninguno de los argumentos de mi defensa”

25/03/2010 – Galiciaé/EFE

En una semana en la que el cerco de la Justicia se ha estrechado sobre Baltasar Garzón, el juez de la Audiencia Nacional ha asegurado que defenderá su posición y “demostraré mi inocencia”. Además, expuso que el Tribunal Supremo no entró a valorar ninguno de los argumentos planteados por su defensa, en relación con el auto que rechazó su apelación a la causa en la que el magistrado está acusado por prevaricación por investigar los crímenes franquistas.

Antes de pronunciar una conferencia en la sede de los empresarios andaluces, Garzón reconoció que aún no había leído el auto, pero, por lo que le había comentado su abogado, en el mismo no se entra a valorar ninguno de los argumentos que planteaba su defensa. Con esta decisión del Supremo, queda despejada la vía para sentarle en el banquillo por prevaricación, en la denuncia del grupo ultraderechista Manos Limpias, que alega que el magistrado no tenía competencias para abrir la investigación.

“Creo que era un recurso muy fundamentado, con argumentos de fondo, de forma, con alegación de jurisprudencia internacional y, por tanto, eso al parecer no ha sido valorado hasta el momento, aunque tendrá que hacerse”, añadió Garzón.

Tras indicar que los próximos días el instructor tendrá que pronunciarse sobre estos asuntos, Garzón insistió en defender su “absoluta inocencia”. No obstante, reconoció que asume la situación “no con agrado, aunque no me queda más remedio” y añadió que tiene claro cuál ha sido su acción y su actuación: “se trata de la interpretación de unas normas que son defendidas no solo por mí, sino por muchos otros juristas”.

El juez admitió que es posible que a algunos les gustaría verle sentado en el banquillo, pero agregó que los jueces son como cualquier otro ciudadano, deben cumplir las normas porque la aplicación de la ley es igual para todos. “A mí me toca estar en esta posición ahora y, aunque creo que no es la que debería tener, la asumo, la defenderé y demostraré que la inocencia es siempre lo que ha presidido mi actuación”, matizó.

Caso Gürtel
En la misma línea en que ya se había pronunciado la Fiscalía General del Estado, Garzón recordó que una causa judicial no se centra solo en unas conversaciones telefónicas, en alusión a la decisión del TSJM de anular las escuchas de las conversaciones entre los imputados. “No es la parte más importante, ni siquiera relevante en el ‘caso Gürtel'”, sentenció el juez de la Audiencia Nacional.

Así, Garzón señaló que conoce el contenido de la investigación hasta el 30 de marzo del 2009 y, teniendo en cuenta esto, ha dicho que está “de acuerdo” con lo afirmado por el fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, de que hay muchas más evidencias, pruebas y datos además de las conversaciones.

Por último, recordó que el asunto ya no está en sus manos sino en las del juez instructor, por lo que reconoció que debe tener “prudencia”, de forma que solo resta “esperar” a que siga la investigación.

http://elprogreso.galiciae.com/nova/50952.html
Publicado en Artigo. Etiquetas: , . 1 Comment »

“Linchamiento a Garzón”

Mis queridos amigos:

Asistimos paralizados al linchamiento que se hace desde el Tribunal Supremo contra el juez Garzón, por el tremendo delito de investigar los crímenes del franquismo (la otra causa también había sido antes desestimada). El director del linchamiento es el juez Varela,
perteneciente a la asociación Jueces para la Democracia… (¿A qué esperan para expulsar a ese infiltrado?). Para linchar a Garzón utilizan las “contundentes pruebas” de un seudosindicato de extrema derecha, ¿Manos Sucias?, y de Falange Española y de las JONS, partido político muy conocido por sus actividades democráticas durante el franquismo más criminal (Ver fosas comunes repartidas por todo el territorio español, a partir de 1939). La Fiscalía está en contra de los procesamientos. Las no “pruebas” dan risa.

Al linchamiento ahora se ha sumado el Consejo General del Poder Judicial. Ya sabemos que Margarita Robles, amiga del juez Varela,
también quiere acabar con Garzón, antes incluso de estar formalmente sentado en el banquillo (la realidad es que el Tribunal Supremo ya le ha condenado). La manifiesta enemistad de Margarita Robles hacia Garzón es antigua. El juez Varela y Margarita Robles están dando auténticas lecciones de franquismo: justicia al reves, o no justicia. Y de paso, el juez Varela, de Jueces para la Democracia, impide investigar los crímenes del franquismo.

Para ver una actuación judicial tan calamitosa, parcial, malintencionada y soez, hay que retrotraernos al franquismo, con Franco. Las causas que de forma inquisitorial se siguen contra Garzón no tienen el menor sentido, salvo escarmentarle y dar un serio aviso a los demócratas: aquí todo sigue atado y bien atado, como dijo Franco. Ya se hizo una ley de punto final. El franquismo y sus crímenes fueron amnistiados. Los criminales pueden moverse libremente por donde quieran. Y el que no lo acepte… procesado. Como en los mejores tiempos de los Tribunales de Orden Público, de la dictadura.

Recurro a mi libertad de expresión, sin saber si acabaré procesado por este escrito, ante la falta de intelectuales de verdad que, al modo de Zola, denuncien las aberraciones jurídicas que se siguen contra Garzón.
Aquí no hay intelectuales: aquí sólo hay garbanceros al servicio de los que mejor paguen.

No tienen pruebas contra Garzón: investigar el franquismo es una necesidad democrática, para reparar de una vez a las víctimas del
franquismo. Procesar a Garzón es procesar a los demócratas, es procesar a la democracia.

El espectáculo que nos ofrece el juez Varela, con la complicidad del juez Prego y todos esos jueces franquistas que han colonizado el
Tribunal Supremo y Consejo General del Poder Judicial, es bochornoso.
España vuelve a ser una vergüenza en el extranjero, porque sus jueces parecen más atentos a perpetrar venganzas personales que a cumplir con las leyes democráticas (ni siquiera se puede entrar en el tema de las sentencias: sería mucho peor).

Espantado, asustado, me manifiesto, por tanto, contra el linchamiento del juez Garzón. Me manifiesto contra esos jueces presuntamente
democráticos que, con métodos franquistas, quieren acabar con la investigación de los crímenes de la dictadura. Me manifiesto para pedir la investigación de los crímenes del franquismo. Me manifiesto contra las leyes de punto y final que amnistían a criminales de guerra. Me manifiesto por la libertad y la democracia.

Pablo Torres (Periodista).

Premio Ortega y Gasset de Periodismo Gráfico 2005.

Publicado en Artigo. Etiquetas: , . 2 Comments »